¿Qué tendrá la princesa?

El célebre Rubén Darío escribió:

La princesa está triste… ¿Qué tendrá la princesa?
Los suspiros se escapan de su boca de fresa,
que ha perdido la risa, que ha perdido el color.
La princesa está pálida en su silla de oro,
está mudo el teclado de su clave sonoro,
y en un vaso, olvidada, se desmaya una flor.

No es el caso de nuestra princesa Abril, brillante, espontánea y de mucho carácter.

¿Qué tendrá la princesa? Nuestra princesa está estrenando un nuevo año en el calendario de su vida. Le ha llevado días organizar su cumpleaños y gracias a la tecnología, whatsapp de por medio, las  cosas fueron más fáciles.

Subida a sus roller baila al son de sus canciones favoritas inventando coreografías. La princesa ha ganado energía, sus ojos brillan, sus mejillas sonrojan.

¿Qué tendrá la princesa? La princesa está alegre. La princesa está cumpliendo años!!

 

Historia familiar

Para quienes trabajamos en Genealogía los caminos se abren en muchas direcciones, avanzar en el pasado reencontrándonos con nuestros ancestros y sus historias de vida que de algún modo influyeron en la nuestra y en la de muchos otros, descubrir que ellos fueron partícipes de la independencia de nuestra patria y de sus luchas internas, ver en antiguos documentos “nuestra historia” y también podemos avanzar por  senderos de un presente paralelo que desconocíamos total o parcialmente.

En ambos casos el sentimiento es de disfrute.

Los primeros nos llenan de orgullo y en algunos casos dolor por las penalidades pasadas. Los segundos son la alegría del abrazo a la distancia o del encuentro fraterno. Y esos abrazos, esos encuentros no tienen precio, son únicos en si mismo. Poder hablar y reír con aquellos que hasta ayer no formaban parte de nuestra familia, no tiene precio.

Brindo por ellos … por mis ancestros que son las raíces de mi vida y por las familias Mujica y  Miranda que hicieron crecer la copa del árbol de mi esposo y mis hijos. Gracias!!

 

images (56)