Lejania

Lejos,

muy lejos, ha quedado un día,

un amor tan grande como el infinito.

Lejos,

tan lejos…

que ya es imposible vislumbrar su rostro;

más mi corazón, como un pobre ciego,

se ha formado imagen de aquel distante amor.

Las horas son largas…

Las horas son siglos, que vieron en mi alma,

la angustia de un lento pasar.

Mis noches turbadas por el llanto representan un teatro,

en cuyo escenario: Él y yo,

somos los actores que damos vida,

a tantos recuerdos, de un pasado feliz.

Qué pasa, ¿no hay público para esta comedia?

Sí lo hay, es mi corazón que solloza y gime

ante el recuerdo de un ardiente amor

Lejos,

muy lejos ha quedado un día…

un amor tan bello como el paraíso.

Lejos, muy lejos,

ha quedado un día…

El amor ingenuo de dos adolescentes,

A quienes la distancia está madurando ya.

Lelia Di Nubila

images (39)